Pincha reproductor para escuchar el último programa de radio sobre pesca deportiva dialdepesca.com

domingo, 24 de junio de 2012

Intervención en el programa LINDE Y RIBERA de Cesáreo Martín en Onda Cero: Pesca de lubinas extrema en Galicia con Mar de Aguiño




PINCHA REPRODUCTOR PARA OÍR MI INTERVENCIÓN EN EL PROGRAMA


Cesáreo Martín director del famosísimo programa para cazadores y pescadores "Linde y ribera" de Onda Cero que se emite los domingos a las 6.00 de la mañana (y se puede escuchar en cualquier momento por Internet http://www.ondacero.es/audios/linde-y-ribera/) me pidió participar ocasionalmente en su programa en mi calidad de periodista de pesca, comentando mis artículos publicados.


¡Gracias Cesáreo!
En este caso, en mi primera intervención, hablo sobre la pesca de lubina en lancha con los de Mar de Aguiño, que publiqué en la revista Todo Lubina en el extra nº3 de 2010.


La intervención incluía más aspectos, pero como se dice en estos casos "el tiempo que se tiene de programa hay que ajustarlo"En próximas ocasiones volveré a participar en el programa hablando en persona de mis reportajes, para mí todo un honor, y también un homenaje a todos aquellos que me ayudan a realizar más detalladamente mis contenidos.

Añado un resumen del reportaje para que os ambientéis un poco en el tema con las imágenes ¡PERO PRIMERO ESCUCHAD EL PROGRAMA Y COMENTADME ALGO EN LA SECCIÓN DE COMENTARIOS, ESTABA ALGO NERVIOSO DE MÁS AL PARTICIPAR POR PRIMERA VEZ EN UNA RADIO A NIVEL NACIONAL!.


En esta ocasión embarco con los percebeiros hermanos Oujo desde Aguiño, que llevan a pescadores deportivos a las rocas emergentes entre el mar. Podéis escuchar a continuación la entrevista que le realicé a Alejandro, con imágenes grabadas por mí, y una parte por mis amigos de robalizas.com.








Embarco a la cream de mis amigos de pesca para que hagan un balance, y no pudo ser más que positivo y quedaron impresionados



Aquí me tenéis embarcado entre la espuma de los roquedos gallegos

PODÉIS LEER UN FRAGMENTO DE ESTE ARTÍCULO (COMPLETO COMPRAR LA REVISTA)

Spinning extremo con planeadora gallega

El sueño de todo lanzador de señuelos sería alcanzar determinados puntos de la costa a los que por su peligrosidad o lejanía le es imposible acercar su artificial. Embarcamos en Aguiño (A Coruña) en una lancha-chárter tripulada por auténticos percebeiros que nos llevan hasta roquedos imposibles ubicados en alta mar, cuyas corrientes y espumas que rodean estos pedreros suponen un puesto de lujo para conseguir picadas de la reina del mar Atlántico.

Autor: José Luis Lago García
Fotografías: Autor y Santiago Castro

Que Galicia es uno de los lugares de España donde las “robalizas” o lubinas grandes son frecuentes es más que conocido por los rastreadores de la labrax. No obstante, la peligrosidad de sus roquedos atlánticos con violentos cambios de oleaje, bravas corrientes, fuertes mareas o altos acantilados donde resbalar, pueden llevar cuando menos al hospital a cualquiera, sobre todo a foráneos que vengan por aquí pensando que esto es jauja. El spinning en esta tierra meiga requiere de mucha práctica, sensatez y asesoramiento de veteranos y prudentes instructores. ¡Qué nadie se lleve falsas creencias al contemplar fotografías con robalos de varios kilogramos en reportajes o nuestra sección de imágenes de los lectores! Estos trofeos normalmente son el fruto de patearse durante muchos días - y docenas de kilómetros- peligrosos roquedos para al final habitualmente tener escasas picadas. En general, únicamente la constancia o estar el día oportuno, a la hora clave, darán una jornada de buenas alegrías que raramente volverá de manera continua. Se sumará además el exacto conocimiento de los condicionantes, temporada, puntos estratégicos, eficacia de un señuelo concreto, lanzar en pesqueros guardados con recelo…todos estos apartados son vitales para arrastrar escama. Lamentablemente, y complementando a su propia dificultad, la pesca deportiva se mina cada día por el castigo de los pescadores profesionales sin escrúpulos -algunos reconvertidos en dinamiteros del mar- por lo que en algunos años para el lanzador de spinning es más cuestión de fe, persistencia y sobre todo mente fría. No hay que dejarse llevar por estereotipos o falsa creencias de llegar y besar el santo, pues como tantas cosas en la vida, hay que trabajarse cada vez más, y mejor, lo que puede ser escaso.

Solución rápida y eficaz
En el pequeño puerto de la parroquia de Aguiño, perteneciente a la ciudad de Ribeira, los hermanos Alejandro y Juan Manuel Oujo ofrecen un servicio “chárter” que acerca a los pescadores deportivos hasta los roquedos y puntos calientes ubicados entre la ría de Arousa y el océano abierto. Es una oferta única en la comunidad y especializada en spinning a lubina con lancha planeadora, difícil de encontrar en España. La ruta comprende un recorrido de varias millas marinas de forma ágil hasta varios pedreros que emergen en medio del mar, escondites favoritos de la loba por estos escenarios de rías y océano. Se realiza una expedición marítima de unas dos horas y media aproximadamente, donde se navega de manera intensa por los puntos clave. Recorrido que desde tierra llevaría interminables y agotadoras jornadas. Tras tentar aproximadamente unos diez minutos en un enclave, y si las lubinas no han tocado mucho gancho, se acelera con el motor a tope hacia otro pesquero. La primera parada se realiza a unas 7 millas mar afuera de Aguiño, mientras que posteriormente se suele avanzar hasta el mítico faro de Corrubedo -lugar lubinero por excelencia- recorriendo otras 15-18 millas en aproximadamente un cuarto de hora. Normalmente se visitan unos cuatro puntos distantes entre sí, pero en cada uno de ellos a la vez se realizan distintas posturas. La partida se realiza unas horas antes del amanecer, o bien aprovechando el atardecer, franjas habituales del ataque de nuestras amigas. Esta aventura supone una vía rápida y eficaz para rastrear en este tiempo los puntos más fértiles de lubinas que estos profesionales del mar conocen desde niños.



Máxima confianza

Patronear un servicio como éste no está al alcance de cualquiera, únicamente de la mano de curtidos y expertos percebeiros como ellos. Es de auténtico asombro cómo estos marinos pueden torear con el timón las fortísimas corrientes que azotan este bravo mar, llevando sus lanchas hasta casi rozar las amenazadoras piedras. Una ruta extrema que sin duda llevaría a pique a cualquier aficionado de fin de semana, y probablemente a más de un curtido patrón del Mediterráneo. Mi admiración sincera, y también por parte de los integrantes de mi expedición, tras probar esta intensa experiencia junto a estos bravos marineros que casi raspan sus lanchas por estos escenarios límite. A bordo, contemplamos embaucados como desfilan como si fuese una película estos perfiles marítimos de litoral que todos conocemos desde tierra lanzando señuelos a lo largo de varios años. Lamentablemente, y precisamente por su propio riesgo, estos enclaves ribereños se han llevado a mejor vida a algunos de nuestros compañeros de afición por una repentina ola o resbalón desde tierra. Y no son pocos los que se pueden considerar más que afortunados porque en algún día de pesca únicamente les quedó cuando menos el gran susto de su vida, y viven para contarlo. Conocedores de los riesgos o precauciones que requieren estos entornos por nuestra veteranía en este mundillo del spinnig gallego desde el pedrero, no por ello todos los miembros de nuestra expedición embarcamos con los Oujo con gran tranquilidad. Para muchos esta experiencia supondría una vertiginosa máquina de parque de atracciones en versión marítima con lancha. Juan Manuel y Alejandro se juegan el tipo diariamente recogiendo percebes entre estas rocas recibiendo continuamente embestidas de mar de fondo junto a su barca, y no escatiman en bucear entre fuertes corrientes submarinas en busca del erizo o currarse de manera admirable el marisqueo de la almeja o centolla.


Supone un auténtico lujo que los guías sean profesionales autóctonos de la ría de Arousa, especialistas que conocen perfectamente todas las situaciones y características de este mar a veces intenso. Por su experiencia diaria pueden patronear sus lanchas a muchos nudos de potencia esquivando amenazadores roquedos. En realidad, estas salidas y rodeos por estas zonas de corrientes y rocas no es para ellos más que una prolongación de su faena diaria en el marisqueo. La misma rutina que para un urbanita el coger un atasco de una circunvalación o el autobús para ir a su trabajo diario.
SIGUE EL ARTÍCULO EN EL EXTRA TODO LUBINA

Características de la salida
Aunque legalmente tiene capacidad para 6 pasajeros, además del patrón, por comodidad en la pesca de spinning se aconseja un máximo de cuatro pescadores. En cuanto el precio, el mínimo que se cobra son 120 euros por salida, o lo que es lo mismo: 45 euros a pagar por cada integrante en un grupo de 3 personas cobrando a los sucesivos pasajeros también a 45 euros por plaza. Se podría alquilar de manera individual, o por dos personas siempre que se amortice el precio mínimo de 120 euros por salida. Cada pasajero tiene que llevar su licencia de pesca, pero recordamos que en Galicia sirve igualmente la de otra comunidad autónoma. Si no se tiene, se puede tramitar en cualquier oficina de Caixa Galicia.
Contacto 630 23 37 02 (Alejandro) 619 97 83 90 (Juan Manuel)
WEB
http://www.mardeaguiño.es/


DESTACADOS

  • Acercarse con la lancha hasta casi acariciar las piedras es posible gracias al oficio de percebeiros de los patrones de este chárter de spinning de lubina
  • La salida es de dos horas y media y permite acercarse a pedreros y puntos calientes que desde tierra llevarían días de fatigosa exploración
  • Estos patrones ubican al pescador en los lugares más interesantes donde la espuma y la corriente favorece la presencia de la gran labrax
  • Es muy extraño que no se produzcan picadas en una salida siendo las capturas habituales de unos dos kilogramos aunque a veces se capturan robalos gigantes
  • Es si duda es el sueño de todo pescador de spinning el colocarle en el punto ideal sin ningún problema y casi sin esfuerzo
  • Además de las posibles capturas el planear con las lanchas a toda velocidad por la ría y océano imprime más aventura a ésta ya de por sí excitante experiencia
  • Solución rápida y eficaz para probar el spinning con gran ventaja sobre los pescadores de tierra a un asequible precio de 40 euros por pescador

1 comentario:

  1. Tentaciones entran de un día si pudiera realizar una excursión de estas. Eso si bien asesorado pues yo desde los arenales domino algo pero sobre la fibra de un barco...
    Saludos y un abrazo

    ResponderEliminar